I feel so blue, es una de las filosofías que motivan cada trazo de Alexandra Betancourt sobre el papel. Tiene 22 años, su origen es bogotano pero huilense desde hace muchos años cuando la calidez de estas tierras la acogieron.

Actualmente estudia psicología en la Universidad Surcolombiana y vive en una constante reconstrucción a través del arte.

Quisimos saber qué le motivaba la palabra Altera y terminamos esculcando entre sus pergaminos y lapices negros que con el tiempo han tomado tonos más coloridos.

 

Altera – ¿En qué clase de situaciones, momentos o sensaciones surgen sus creaciones?

Alexandra Betancourt – Mis dibujos usualmente surgen a raíz de emociones muy intensas, de situaciones en las que el dolor, la ira, la angustia, la tristeza o la desesperación me desbordan, de ahí que ellos estén diferentes formatos, materiales en general.

Básicamente surgen de la necesidad de sacar algo que me genera algún tipo de malestar.

A- ¿Qué fue primero, el color o el tono negro?

A.B. – Inicialmente solo usaba el negro o escalas de grises porque no sabía manejar el color, cuando empecé a experimentar y practicar, fui incluyéndolos en mis dibujos. Sin embargo, siento que cada color es una línea directa con diferentes emociones, sentimientos y momentos, de ahí que sea más frecuente ver dibujos en los que solo incluya un color como queriendo resaltar el significado de algo.

A- ¿Qué influencias, aparte del instinto personal, tiene en el ámbito artístico?

A.B. – Considero muy influyente en mi proceso artístico el hecho de estar en contacto con la psicología. Estudiar esa carrera me ha permitido comprender mucho mejor mi mundo interno para poder reexperimentar todo mi sentir en el papel.

También hay algunos artistas que sigo en redes de los que he tomado algunos elementos que me han gustado para dar forma a mi estilo.

Cosas como la manera en que ilustran la tristeza, por ejemplo, entre otras.

A- ¿Cómo fue llevar sus creaciones ante el público en una galería, cuando su recinto natural e inicial eran las redes sociales virtuales?

A.B.- Las redes sociales siempre dan el beneficio del anonimato y brindan la posibilidad de no tener que interactuar con el espectador, por ende no tener que explicar cada dibujo, sin embargo estar en la exposición, frente a las personas cargadas de inquietudes, pese a que me llenó de nervios y hasta ganas de salir corriendo, me gustó mucho.

Alexandra Betancourt junto a uno de los asistentes a la exposición en Neiva

Fue una experiencia sumamente enriquecedora, el conocer de primera mano todo lo que mis dibujos pueden llegar a generar y a significar para otras personas, el poder recibir apreciaciones y críticas constructivas constituyen pilares para ir creciendo como artista.

A- ¿Qué dibujaría con la palabra Altera? ¿Cómo nos caracterizaría desde su concepto artístico?

A.B.- Bueno, con la palabra Altera yo dibujaría un prisma que en cada lado tenga ojos que harían alusión a las múltiples perspectivas que puede haber sobre algo y sobre todo porque las miradas incomodan, generan algo, es decir movilizan e inquietan y es la idea, ¿no?

 

 Galería fotográfica con algunas de las creaciones más representativas de la artista:

Blu: emociones muy intensas